EQUI (2)

La Equitación en Menorca

Caballos y tradición popular

(Fondo de imágenes de la obra)

El caballo y la mujer

Hasta las Fiestas patronales de Ferreries de Sant Bartomeu de 1970 ninguna mujer había participado en una Qualcada en Menorca.

(Las imágenes pertenecen a la sección El caballo y la mujer de la obra Menorca. Caballos y tradición popular).

CONSUELO MARQUÈS, PIONERA DE LAS AMAZONAS MENORQUINAS EN PARTICIPAR EN UNA QUALCADA

A Consuelo Marquès le había tocado vivir desde muy pequeña en uno de los predios de Menorca, Son Camaró, en el cual comenzó a apreciar el mundo del agro menorquín, con sus animales, sus árboles y los caballos. Sobre todo a los caballos. A la edad de diecisiete años (era la número cinco de nueve hermanos), comenzó a salir con quien años más adelante se convertiría en su marido, Joan Pons Martí, más conocido como en Joan Marcona (por ser uno de los hijos del propietario de dicho predio) y quien la iniciaría y apoyaría en todo momento en este mundo hasta entonces reservado a los hombres. Joan hacía unos nueve años en que participaba en la Qualcada de Ferreries, poseía un caballo de edad mediana y suficientemente solvente. Conocerle sirvió para que entre sábados y domingos comenzara a aprender a montar y a desarrollar sus habilidades como cavallera. Si al principio montaba con una silla simple y como riendas utilizaba un cabestre, con el paso del tiempo comenzaría a hacer uso de la sella menorquina y comenzó a calzar espuelas como si para salir en Sant Bartomeu se tratara. Los demás pasos se fueron sucediendo como los eslabones de una cadena.

PRIMERA SALIDA DE CONSUELO JUNTO A QUIEN SERÍA SU MARIDO, JOAN PONS MARTÍ

El hecho es que poco a poco comenzó a tratarse la posibilidad de que efectivamente lo hiciera (nunca hasta entonces mujer alguna había participado en una Qualcada). Sus amigos la veían montar, se veía joven, decidida y atrevida, a la par que era capaz de conseguir que su caballo le respondiera efectuando los bots solicitados perfectamente y consecuencia de todo ello sería que el apoyo y el empuje popular comenzara a hacerse más patente.

SU PRIMER “BOT”. ERA EL MES DE AGOSTO DE 1970

Las fechas señaladas se acercaban cada vez más y llegó el momento de hacer una visita a la Alcaldía y solicitarlo directamente a quien era el alcalde por aquellas fechas, Juan Serra. El hombre, incrédulo, realmente se sorprendió al principio al escuchar la petición que le efectuaba una joven mujer de diecinueve años, pero por fortuna poseía unas ideas bastante avanzadas para la época y por ello no le pareció mal, pero contestó que debería de preguntarlo primeramente a los demás miembros del consistorio. Para entonces la participación era muy restringida, no habían muchos cavallers y cada vez había que ir a buscar refuerzos a las demás poblaciones. Esto no era un problema propio de Ferreries, si no que ocurría con todas las de la Isla. Conseguir un cavaller más, incluso de la población y que además fuera una mujer no dejaba de resultar una idea más que interesante y novedosa. La respuesta sería finalmente positiva, tras haberse vencido las incipientes reticencias por parte de alguno de los miembros más reacios al por entonces descabellado proyecto. Pero se estaba comenzando a vivir una época en que el apoyo colectivo a la idea de la igualdad de derechos entre hombres y mujeres en todos los niveles, se estaba abriendo paso algo más que tímidamente.

CONSUELO MARQUÈS JUNTO A SU CABALLO “GREC”

Llegó el día y había que  prepararse. La primera pregunta que surgió en el seno de su familia sería qué vestuario se iba a utilizar. Finalmente se optaría por vestir como los restantes cavallers, aunque no usaría levita sino una chaqueta más corta, un lazo en lugar de corbatín y, tras descartarse la guindola, llevaría la cabellera al aire, con algunos adornos. Con el paso de los años iría añadiendo por su cuenta los demás elementos del vestuario clásico. Hoy las mujeres visten igual que los hombres.

JUNTO A SU CABALLO “GREC”

Consuelo sentía el nerviosismo propio del momento a medida de que se acercaba el día que iba a quedar fuertemente marcado en el curso de su vida como pionera de las mujeres menorquinas, mientras Joan, su novio, participaría a su lado con otro caballo y dándole los últimos ánimos. Se vistió en su casa de Ferreries, sita en la calle Verge del Toro, bajo el O.A.R., siendo su madre, quizás, la más nerviosa de todos los presentes por aquello de que una mujer, su propia hija nada menos, fuera a salir en la Qualcada de la población.

OTRA SIMPÁTICA POSE JUNTO A SU CABALLO “GREC”

Aquél día había más espectación y, en consecuencia, más gente de lo normal. Y no sólo de Ferreries sino también de otras poblaciones puesto que la prensa ya se había esmerado en dar cuenta de la “novedad” que iba a tener lugar en las Festes de Sant Bartomeu de aquel año. A Consuelo lo que más le impresionaba era la llegada del momento en que tendría que iniciar su participación en el Jaleo, más que nada, por la presencia de tan numeroso público en la plaza, lo que le hacía sentirse en parte bloqueada. Eran entonces 13 caixers y cavallers, contando Caixer Batle y Capellana.

EN LA ESCUELA DE EQUITACIÓN QUE FUNDARA CON SU MARIDO “CLUB ESCOLA MENORQUINA”

Su participación transcurrió perfectamente y sin ningún tipo de incidente, siendo su presencia muy coreada del público que aprobó con nota alta la presencia de la primera mujer, una convecina, en una Qualcada. El primer paso ya se había dado. Sin embargo, transcurrirían aún varios años para que otra mujer siguiera el ejemplo. Hoy, afortunadamente, es algo completamente normal, salvo en Ciutadella, donde los estrictos protocolos vetan su participación.

JOANA PONS, DE SANT LLUÍS, SERÍA LA PRIMERA “CAIXERA BATLE” DE LA ISLA
AQUI LA PODEMOS VER CON SU BASTÓN DE MANDO
CRISTINA FULLANA, DE ES CASTELL, PRIMERA “FABIOLERA” DE MENORCA
JUNTO A LA BANDERA DE SU POBLACIÓN
Y SOBRE EL “ASE” FRENTE AL AYUNTAMIENTO
INÉS BENÍTEZ, DE ALAIOR, JUNTO A “RISC”
ENTRENANDO SOBRE “RISC” BAJO LA ATENTA MIRADA DE SU TÍO
INÉS SOBRE “RISC”
“RISC” E INÉS BENÍTEZ
UNA TARDE DE ENTRENO
MÓNICA DE TIRANT, JUNTO A “LORD”
UN PRECIOSO “BOT” DE MÓNICA
OTRO “BOT” DE MÓNICA DE TIRANT CON “LORD”
CON EL PASO DE LOS AÑOS, MÓNICA ADQUIRIÓ PARA SÍ A “LORD”
ESPERANÇA PASCUAL Y “FABIOL”
UN “BOT” EN LA ESCOLA EQUESTRE MENORQUINA, DE CIUTADELLA
EVA BEY EKELSCHOT JUNTO A “MERLÍN”
TAMARA BEY EKELSCHOT, JUNTO A “MERLÍN”
TAMARA Y EVA JUNTO A “MERLÍN”
OTRA IMAGEN DE LAS DOS AMAZONAS JUNTO A “MERLÍN”
NATALIA ENRICH, PROPIETARIA DE LA ESCOLA D’EQUITACIÓ TARIS
TODA LA VIDA DEDICADA A ENSEÑAR LA EQUITACIÓN
IRENE CAMPS, DEL CLUB HÍPIC SA CREUETA, JUNTO A “KISS”, UN PURA RAZA ESPAÑOLA
CABRIOLAS SOBRE UN PURA RAZA MENORQUINA
BEA LÓPEZ, JUNTO A SU YEGUA “ORGULLOSA”
OTRA IMAGEN DE BEA
EN LA ESCUELA CENTRO DE EQUITACIÓN EQUIMAR, DE ES CASTELL
BEA Y “ORGULLOSA”
MARÍA BARBER, DE ALAIOR, JUNTO A “BANDIDO”
EL ENTRENO SE LLEVABA A CABO EN EL LLOC BINIATZAU
MANEJANDO A “BANDIDO” A LA CUERDA
MARTA RIUDAVETS JUNTO A “LLAÇ”
ELIMINACIÓN DEL AGUA TRAS UNA BUENA DUCHA
DOLORS IGLESIAS JUNTO A UN PURA RAZA MENORQUINA
CON OTROS COMPAÑEROS EN EL CENTRO ECUESTRE EQUIMAR
ELEGANCIA SOBRE EL CABALLO
HOY, LA MUJER ESTÁ PLENAMENTE INTEGRADA EN LA QUALCADA

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s